Versace for H&M (o yo por mi Versace MA-TO)

Soy consciente de que este es el tema más manido en los blogs de moda del mes -y por qué no- del año. Pero no he podido resistirme a relataros mi experiencia en el lanzamiento de la colección de Versace para H&M.

Como sabréis, hoy se ponían a a la venta las 40 prendas y 20 accesorios para mujer y unos 30 artículos para hombre, resultado de la colaboración entre la archiconocida firma italiana y el imperio holandés de moda a precios asequibles. Los precios oscilaban entre los 14,94 euros de un calzoncillo y los 349 euros de un ‘trench’ de piel y -pese a la prima de riesgo, la crisis galopante y demás alegrías patrias,- esta mañana amanecía con la noticia en la SER de que las colas en Madrid daban la vuelta a la manzana y había personas apostadas en la puerta de los establecimientos seleccionados desde las tres de la mañana. Y es que parte del interés desmedido en la colección viene, además de por la posibilidad de hacerse con una prenda firmada por Versace a un precio mucho más bajo de lo normal, porque la venta se realiza sólo en algunas tiendas de todo el país y atendiendo a un mecanismo de grupos cada x tiempo, con una pulserita identificativa, etc. En definitiva, que se trata de algo al alcance de unos pocos.

No soy muy amante de los barullos de este tipo pero esta mañana cuando he salido del trabajo he decidido acercarme al Centro Comercial La Cañada en Marbella, uno de los pocos puntos de venta seleccionados en toda España, a ver de primera mano la colección. Lo cierto es que a esas alturas de la película ya no era necesario hacer colas y por lo que me ha comentado el personal de seguridad de H&M sí que ha habido expectación pero nada tan exagerado como ha ocurrido en Madrid y Barcelona. No sé si porque en Andalucía somos menos ‘fashionistas’, por tratarse de un enclave un poco alejado al que hay que ir a propósito en coche o simplemente porque estamos tiesos.

Puro estilo Versace

He podido ver las prendas de la colección pero no todas porque muchas estaban ya agotadas. Lo cierto es que no pensaba comprar nada porque Versace no es muy de mi estilo y las prendas que más me habían gustado por Internet superaban los 200 euros y no está la economía para esos sustos.

Mis  favoritos



En todo caso, me habría gustado comprar algún complemento pero al final no lo he hecho. Lo único que me he traído y que me ha sorprendido gratamente -pues no lo había visto en la web- es el libro 100 diseñadores de moda contemporáneos en una preciosa edición de Taschen por 14,95 que también ponían a la venta con la colección.

La colección me ha parecido que hacía justicia a lo visto en las imágenes previas. Prendas de relativa calidad, patrones originales, estampados llamativos al puro estilo Versace, etc. La colección me ha gustado mucho y de buena gana me habría llevado un par de prendas a casa, de haber podido permitirmelo, pero lo que me ha resultado deprimente es la experiencia de compra (no compra) en sí.

La nefasta experiencia de compra (o no compra)

Y me explico. Ha sido ver a marbellís abusadoras de botox arramplar con cajas de zapatos compulsivamente, comprarse prendas que no son de su talla para arreglarlas, hordas de clientas uruk-hai atropellando a la dependienta que volvía con prendas dejadas en el probador, etc. que me he deprimido un poco y he decidido salir de la zona ‘conflictiva’. Incluso había gente peleándose por unos pañuelos negros con estampado de cupcakes y finalmente los soltaron al darse cuenta de que no eran de la colección de Versace. Eso me ha llevado a pensar lo fácilmente que nos dejamos manipular a veces por este tipo de campañas para acabar comprando cosas que a lo mejor ni siquiera nos gustan. Me parece que una iniciativa promocional que trata de acercar una marca de lujo al público general también debería cuidar que la experiencia a la hora de adquirir el producto también sea satisfactoria. Si uno gasta una cantidad considerable de euros en un artículo de marca también espera que le aconsejen, le traten amablemente, que nadie le pegue para comprarlo, que las cosas estén atractivas a la vista, que le den el producto en buen estado y un buen packaging, etc.

Espero que os haya resultado interesante mi experiencia yo por mi versace ma-to (por lo menos para leer este tollo-post) y que me contéis vuestras impresiones sobre esta colección.

Si te ha gustado, ¡comparte!

Tagged , , , , , , ,

5 thoughts on “Versace for H&M (o yo por mi Versace MA-TO)

  1. Hybrid says:

    A mi no me ha gustado la colección la verdad, exceptuando un vestido rojo así como de seda que me pareció monismo… La de Lanvin del año pasado me gustó más.
    Creo que aquí no ha triunfado mucho porque hay cosas imponibles jajajaja y estamos todos demasiado tiesos pa comprarse unos leggins de palmeritas y abanicos japoneses
    por 30 pavos (que para ser Versace está de
    puta madre el precio para que nos vamos a
    engañar) mañana creo que me llegaré a La Cañada a catar los restos juju. Los complementos no los he visto ni nada pero es lo que primero se acaba seguro.

  2. Rocio Cabrera says:

    La diferencia entre la colección de Lanvin y Versace no es otra que al tipo de público que va dirigido.
    Lanvin apostaba por vestidos más pomposos y de fiesta mientras que Versace apuesta más por el “moderneo”. Ese estilo que en Madrid o en Barcelona esta a la orden del día.
    Seguramente no haya habido la misma expectación en Málaga por la razón de que el estilo de los compradores no se asemeja a lo ofrecido por Versace, compradores que se obligan a que les guste una falda o una blusa con estampados extrambóticos, solo por estar firmados por la grandiosa firma Versace.
    Bajo mi opinión, apunto que esta colección es mucho mejor que la de Lanvin, únicamente porque va más acorde con mi estilo y si por mi fuera me hubiera comprado dos o tres prendas, y no de mujer, sino de hombre.
    Muy buen post Bego

  3. ¡Hola Ro! Me alegro de que sigas mi blog. A mí me han gustado ambas colecciones aunque Lanvin me gusta más como diseñador que Versace, porque es más de mi estilo.

    Por otro lado lo que sí he notado que la calidad de las prendas de Versace for H&M era superior a las de Lanvin for H&M aunque los precios medios de las prendas también eran más altos.

    No te pierdas un próximo post sobre Versace inspired para quien no consiguió sus prendas favoritas.

  4. Carolina Monente says:

    Yo ni siquiera he ido.

    El factor ruina tiene un gran porcentaje de culpa. pero de haberlo tenido, no creais que me hubiese yo pegado por un versace de hym…
    La verdad que el día que yo pueda permitirmelo (que esto será cuando yo misma haga una colección para hym a precios populares), me ire a Versace Milano que te abran la puerta y te pongan un martini para hacerte la tarde mas agradable.

    En cuanto a la colección, hacía bastante tiempo que estaba disponible en internet el catálogo, también tengo entendido que mas adelante se podrá comprar on line, eso será otra cosa…

    Lo que más me ha gustado es un vestido de seda con escote asimétrico que tenía buena pinta, un cinturón finito muy mono y otro vestido con estrellas y flequitos en la falda.

    Lo que menos, esos pañuelos con estampados muy horteras que como bien dices solo lo comprariamos porque sabemos que es de Versace y ese conjunto masculino blanco y negro que hace triángulos o algo así.
    Bueno, pues ha salido un chaval en la tele que estaba a punto de alcanzar el climax com el modelito puesto.

    Ahora me pregunto: que nos pasa por la cabeza para colocarnos un conjunto que de no tener una marca por dentro fuera de nuestro alcance nunca nos pondríamos?
    Tanta es la necesidad de querer ser lo que no se es?

  5. Rocio Cabrera says:

    A mi personalmente todos esos estampados me flipan, pero ya entramos en cuestiones de los gustos de cada uno.
    Hay que tener en cuenta que la colección de Versace está basada en la época en la que murió su creador, Gianni Versace, la época de los 90, donde los estampados estrambóticos y estrafalarios eran lo más y que por alguna razón oculta atraen de una manera brutal. Pero bueno, llegamos al mismo punto, cada persona tiene su propio estilo de vestir y donde yo veo que esa camisa de palmeritas quedaría genial con unos pantalones altos y una chaqueta vaquera, otros ven una horteridad. Hay que respetar las distintas opiniones pero lo que no me podéis negar es que esta colección plasma al 100% el estilo Versace y no el de ahora sino de aquel estilo noventero que reinaba cuando el maestro Gianni vivía.

    Bego lo de la calidad no puedo darte mi opinión porque no he visto en directo las prendas de Versace todavía, pero vaya está clarísimo que para que esas prendas estén a ese precio tan accesible es necesario que la calidad de la tela y remates sean de mala calidad.
    Diseño Versace, calidad de los chinos.
    Ya leeré tu siguiente post!! besosss

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: